Logo

EL BARÇA DESDE BARCELONA: TODO NOTICIAS

Barça-Espanyol, una rivalidad ciudadana con piques históricos

Barça-Espanyol, una rivalidad ciudadana con piques históricos
Barça-Espanyol, una rivalidad ciudadana con piques históricos
Este domingo tendremos derbi catalán en el Camp Nou. Barça y Espanyol se volverán a ver las caras en uno de los mejores momentos entre las relaciones...

Este domingo tendremos derbi catalán en el Camp Nou. Barça y Espanyol se volverán a ver las caras en uno de los mejores momentos entre las relaciones institucionales de los dos clubes. Una relación que en muchas épocas ha sido complicada debido a los fichajes de jugadores. Recordamos momentos de tensión entre directivas de Barça y Espanyol.

Gaspart persona non grata

Joan Gaspart fue declarado persona non grata al campo del Espanyol. De hecho, hoy en día el presidente confesaba hacía pocos días a Catalunya Ràdio "tengo la carta enmarcada en casa".

Gaspart sufrió fuerte enfrentamientos con el Espanyol y una de sus grandes declaraciones que se le recuerdan fueron cuando se refirió a la Espanyol cómo: "el Espanyol no es rival  del Barça".

Laporta-Sánchez LLibre

El Caso Saviola fue el que hizo reavivar el mal ambiente entre Barça y Espanyol. El caso Saviola venía de lejos, cuando en 2005 el Espanyol se indignó. Cuando el Barça cedió Saviola en el Sevilla, fue el momento en qué todo explotó. En aquel momento, Sánchez LLibre decidió que nunca más compartiría un palco con el presidente del Barça.

No sólo esto, sino que en aquel momento, el vicepresidente del Espanyol, Josep Lluís Perelló acusó a los directivos del Barça de "falta de catalanidad" debido a no ceder Saviola y también los denominó "horteras y nuevo ricos".

A raíz de estos incidentes se acabaron las comidas de directivas y se vivieron momentos de tensión en el palco de Montjuic con las bengalas y los Boixos Nois en el estadio de la montaña mágica. Laporta explicó que los directivos del Espanyol "me dijeron de todo".

Fichajes de jugadores

Los fichajes han sido siempre conflictivos y han causado divergencias entre Barça y Espanyol. Uno fue el Caso Baena y otro más reciente lo de Adrià Bernabé.

Caso Baena

El Barça pedía 3,5 millones de euros al jugador, Raúl Baena, para fichar por el Espanyol con dieciocho años. Esto causó un conflicto entre clubes que acabó con un juicio. Un juicio que se solucionó el pasado año 2013 y dio la razón a Raúl Baena quien no tuvo que abonar estos 3 millones y medio de euros. Baena confesó que "se ha hecho justicia".

El Espanyol pagó en 2008 al Barça 30.000 euros de formación, pero el Barça le pedía estos 3,5 millones.

Adrià Bernabé

Una de las perlas del plantel del Espanyol cambió de camiseta el verano del 2013. Adrià Bernabé se transportó de Sant Adrià a Sant Joan Despí. Con sólo doce años, el Barça firmó este jugador del mismo Espanyol.

Este hecho, hizo que el presidente del Espanyol Joan Collet confesara "me daría vergüenza que hubiera un club de Catalunya que se quejara públicamente de lo que está pasando. Los valores no se predican, los valores se practican" en referencia directa al Barça.