Logo

EL BARÇA DESDE BARCELONA: TODO NOTICIAS

ANALYTICS. Neymar sonríe el doble esta temporada

El brasileño ya ha marcado el doble de goles que la temporada pasada (30)

ANALYTICS. Neymar sonríe el doble esta temporada
ANALYTICS. Neymar sonríe el doble esta temporada

El brasileño ya ha marcado el doble de goles que la temporada pasada (30)

En Neymarland, la vida se siente y se vive a ritmo de samba brasileña. Tanto dentro como fuera del campo. Cuando toca hacer anuncios, es momento de sonreír, guiñar el ojo y exhibirse. En cambio, cuando toca hacerlo en el terreno de juego, las exhibiciones son con espectáculo, fuegos artificiales y goles. Especializado en golear contra los castillos más importantes, el de París es su preferido (5 goles esta temporada).

La vida con Luis Enrique

Y es que en la tierra de Neymar, se brilla más esta temporada. El descarado brasileño ha conseguido 30 goles en 41 partidos (1 gol cada 106 minutos), entre los que se encuentran importantes citas que han dado la final de la Copa del Rey (los dos goles contra el Villarreal en semis), o las semifinales de Champions League (tres goles en los cuartos de final contra el PSG).

La conexión con su pareja de escuderos Messi y Suárez es total, y es que la tripleta suma 95 goles esta temporada, con 46 de Messi, 19 de Suárez y los mencionados 30 del brasileño.

La vida con Martino

La tierra de Neymar sonríe cuando el brasileño marca. Esta temporada, después de solucionar los problemas tácticos que arrastraba la temporada anterior, lo ha hecho 18 veces en la liga, 6 en la Champions League y 6 en la Copa. El doble de los que marcó durante todo el curso anterior, donde respondió con 15 goles (1 gol cada 188 minutos), tras también 41 partidos. Eso sí, la temporada pasada acumuló 15 asistencias, este año suma 9.

Sin embargo, Neymarland echa de menos los fuegos artificiales del brasileño en la competición doméstica, donde sólo ha marcado dos goles en los últimos nueve partidos, así como los reproches al dueño del castillo cuando lo sustituye. Eso sí, sin lugar a dudas, las noches de Champions son las noches del brasileño; baila, sonríe y golea a ritmo de samba.